• Connect your Brand

La importancia del mercadeo con causa para las organizaciones

Por: Juliana Díaz, creadora de experiencias en Connect your Brand

Hoy existe un nuevo consumidor al que llamamos aspiracional. No se refiere a aquel que quiera mostrar ostentosidad o lujo. El término se refiere a aquella persona que desea conocer la historia detrás de un producto y su impacto socioambiental.


Actualmente el 37% de la población mundial pertenecen a este segmento de mercado, que abarca varias generaciones como los millennials, la X, los baby boomers y seniors; un grupo nada despreciable para cualquier empresa.


La manera de llegar a ellos es diferente a como veníamos acostumbrados en mercadeo ¿por qué? La razón yace en sus intereses: dejar su huella en el mundo, ser consumidores responsables, tener un impacto positivo para las futuras generaciones.


Es por esto, que hacer mercadeo del producto per-se no es suficiente. Se hace necesario contar la historia detrás de la producción del mismo ¿Qué tan amigable es con el medio ambiente y con la gente que los produce? Para ello, el storytelling es una herramienta increíblemente poderosa, al darle un sentido y ponerle corazón a un servicio/producto que pareciera no tenerlo.


Quiero darte 4 elementos para crear un buen storytelling y potenciar tu marca:

  1. El propósito de la marca: Definir el por qué de nuestra organización es fundamental. Dota de sentido propio a la marca potenciando su productividad y creando una conexión emocional no solo con el cliente sino con sus empleados.

  2. Un héroe: Toda historia debe tener un protagonista que sea el responsable de transmitir el propósito. Alguien que sea el embajador de ese porqué, que encarne esos valores.

  3. Un final memorable: No por ser la última parte es la menos importante. Al contrario, para los expertos en storytelling es la parte a la que más importancia le dan, de ahí que comiencen siempre por esta y luego desarrollen cómo llegaron hasta allí.

  4. Detalles, detalles y más detalles: Como reza el adagio popular “el diablo está en los detalles”. Según un estudio de Stanford University, un dato estadístico tiene un índice de retención en las personas del 5 al 10%. Pero cuando es acompañado de una anécdota, esa cifra sube al 70 por ciento. Estas microhistorias adornan nuestro gran relato, haciéndolo memorable en la mente de los consumidores aspiracionales.

Es tiempo de preparar a las marcas/organizaciones a crear un mercadeo diferente, que cree relaciones a largo plazo con sus consumidores. El mercadeo con causa es un camino seguro para hacerlo, siempre y cuando se haga con transparencia, veracidad, autenticidad y por supuesto con un pensamiento estratégico acorde con los objetivos de la empresa.